Ubud, an amazing place you must visit in Bali, Indonesia

 

A visit to Bali is always a magic opportunity to meditate and recover your soul. Bali has an especial attraction that push yourself to the mindfulness and meditation areas, even though you wouldn’t believe so much in these kind of activities, when you arrive to Bali, you will feel there is something different in each person…every Street…. Every place….

 

Nusa Lembongan
Bali, Indonesia.

 

Although I went there with my husband, this is the type of trip you could do alone without worried too much, due to there are many female travelers travelling alone, and the Balinese culture is familiar with them. Bali remembered me to Benidorm in Alicante, Spain, where many English people go for holidays. Instead, Bali seems the Australian capital for holidays, and we spent one of our best New Year arrival there, surrounded from nice and funny Australian people in Sanur, a small city in Bali.

 

Let begin from the beginning. You will arrive to Bali from Denpasar, the capital of the island. It is closer we stayed our first night, in Kuta, a famous place for parties and sunset nights. However, we went to another authentic area, where a nice hotel, the Pondok Sari Kuta, which cost to us around $20 per night, 2 people plus breakfast. That area, doesn’t have too much to do. However, you will find how the Balinese people live, and cheaper and local restaurants. The Pondok Sari Kuta, is a really nice hotel to rest. The swimming pool is fantastic.

 

Kuta, Bali
Kuta, Bali

 

 

Kota, Bali comp
Hotel in Kuta, Bali

 

UBUD, the real essence in Bali island…

Nevertheless, there is any so authentic and completely amazing as spending some time in Ubud, the real Bali essence. There, you can rent a bike or a motorbike, and be lost from the surrenders, where the rice fields invade the nature and the landscapes are unique. Also, Ubud permits to learn how to cook Balinese meals, or practice meditation or yoga, some of the most demand pleasure in Ubud. If you want to visit some places, the Monk Sanctuary, in the city center, where monkeys are the main attraction for tourists. However, we delighted the jungle environment and the old trees more than these animals, that are waiting tourists to get food.

 

The Monkey forest, Ubud.
The Monkey forest, Ubud.

 

The Monkey forest, Ubud.
The Monkey forest, Ubud.

 

 

The Monkey forest, Ubud.
The Monkey forest, Ubud.

 

 

If you want to visit a museum, the Miguel Blanco museum is quite interesting as well. Although the most interesting inside Ubud, are the people and the streets, full of people and traffic, chaotic, but curious, because it is possible to scape of the noisy streets as soon as you penetrate into a house.

 

Streets in Ubud, Bali.
Streets in Ubud, Bali.

 

 

 

 

Streets in Ubud, Bali.
Streets in Ubud, Bali.

 

 

Streets in Ubud, Bali.
Streets in Ubud, Bali.

 

 

 

Another attraction in Bali, enjoying a good and relax massage, is quite comment in Ubud. In fact, we tested the normal and relax massage, and another more related in magical curations and results. In any case, I must admit, it was a funny massage, and I will return if we go there again.

 

About hotels…. The Krisna House for sure: pleasant, relaxing, good food and nice swimming pool.

 

 

 

About restaurants: Restaurant Ibu Rai Bar was our favorite during all days. We will come back for sure.

More information

 

 

Food at Ibu Rai Bar, Ubud, Bali.
Food at Ibu Rai Bar, Ubud, Bali.

 

 

Dinner at Ibu Rai Bar, Ubud, Bali.
Dinner at Ibu Rai Bar, Ubud, Bali.

 

 

This is a small report about what we saw in Bali. Don’t care too much. Just go to see by yourself. Also, it is cheaper and more effective if you rent your car and dairy trips there. There are many places to organize your days in Ubud, and prices and 1/3 the value in your country, unless you book before you go. It’s up to you…

Etiquetado: / / / /

Viajes low cost. Destinos inolvidables

Viajes low cost para unas vacaciones divertidas.

5 destinos inolvidables…

Viajes donde cualquier presupuesto es posible.

Laos.

Laos siempre ha tenido un lugar muy especial en mi corazón. Por algo fue el primer lugar del Sudeste Asiático que visité, y donde tuve unas vacaciones de fábula. En Laos descubrí que la gente más humilde es la que más comparte. En Laos ví mis primeros monjes budistas, monjes “de verdad”, de los que van pidiendo por la calle comida, y son respetados por la religión que profesan por el resto de sus paisanos. En este país, descubrí “las bolsitas con hielo”, unas bolsitas con cubitos de hielo y una pajita, que compra la gente para refrescar (y razón no les faltaba aquél lejano agosto, hacía una calor increíble).

También las puestas de sol sobre el Mekong fueron parte del encanto del lugar, sin contar Luang Prabang, la ciudad asiática más auténtica para muchos. Y todo ello, a precios más que asequibles, tanto en transportes, restaurantes como alojamiento. En Van Vieng llegamos a dormir por un euro la habitación doble (no era un cuatro estrellas, eso sí). Además, al ser tan económico, alquilar una moto, o subir en canoa, o hacer cualquier excursión, entraba en el presupuesto diario.

 

vientiane, laos
Vientiane tiene estas hermosas puestas de sol sobre el río Mekong, que a más de uno dejarán con la boca abierta.

 

 

luang prabang, monjes
Ver a los monjes todas las mañanas recogiendo su comida, proporciona una lección de humildad a nuestra mentalidad occidental.

 

 

Van Vieng laos
Van Vieng es el paraíso de aquellos que quieren realizar actividades de aventura a bajo coste sin peligro alguno.

 

 

Las cuevas de Pak'ou en Luang Prabang
Las cuevas de Pak’ou en Luang Prabang … No solamente son bonitas, el paseo en canoa hasta allí también valió la pena.

Norte de Tailandia: Pai, un viaje low cost para aventureros mochileros.

Tailandia parece un clásico entre los destinos mochileros, pero es que en verdad, unas vacaciones en Tailandia dan para mucho. No solamente sus playas, sino su interior, y más aún, el norte del país, os pueden permitir el pasar unas vacaciones con poco presupuesto, disfrutando enormemente de la comida tailandesa y de su cerveza. Además, en lugares como Pai, al norte de Chiang Mai, se pueden realizar numerosas actividades, como subir en elefante, kayaking, practicar senderismo, rafting, o perderse en una moto por los arrozales que rodean al pequeño pueblo. Pai es considerado por muchos como el pueblo hippie del norte de Tailandia, y razones no faltan. El alojamiento es económico, y aunque la comida ya no es tan económica como lo era en el pasado (el que hayan descubierto Pai los turistas ha llevado al incremento del precio de las bebidas), sigue siendo el mejor lugar para perderse.

 

pai, tailandia
Paisajes de Pai. Allí encontré el cultivo del arroz en seco, algo que nunca había visto antes.

 

pai, tailandia
Calles de Pai, donde los mochileros caminamos tranquilamente.

Portugal, un destino low cost para románticos…

Debo reconocer que me ha costado mucho llegar a conocer un poco Portugal: a pesar de trabajar con muchos de ellos, no había recorrido sus lares hasta hace poco más de dos meses, que mis visitas al país empezaron a ser frecuentes. Desde entonces, he descubierto muchas cosas, como que Portugal no son solamente Lisboa y Oporto, sino que tiene otros lugares menos conocidos, y no por ello menos bonitos, como Aveiro, Torres Vedras, Óvidos o Setúval… da igual hacia donde te muevas, norte o sur, este u oeste, en todos los lugares encuentras hoteles de primera a precios asequibles, mucho más económicos que en nuestro país, menús por 7 euros, e incluso menos, e inolvidables paisajes que te dejarán sin aliento. Todo esto y mucho más, es Portugal. Como lugares que no conocía y que me han sorprendido gratamente en todos los sentidos, citar Torres Vedras, lugar cargado de historia, y donde  encontré un hotel muy especial, el hotel vila Louro 

 

 Setúval y Sesimbra, Portugal.
Vista de las playas entre Setúval y Sesimbra, Portugal.

 

viajes low cost.
Playas en Lisboa.

 

 

 Torres Vedras, Portugal.
Plaza de Torres Vedras, Portugal.

 

 

 

Vila Louro, Portugal.
Amanecer en Vila Louro, Portugal.

 

 

Oporto y la estación de trenes.
Oporto y la estación de trenes.

 

 

Oporto.
Oporto.

 

 

 

 

Playas en Oporto.
Playas en Oporto.

 

 

 

 

Guadalajara, el viaje low cost español.

Siempre pensamos en lugares lejanos en cuanto hablamos de viajes low cost. Sin embargo, existen provincias como Guadalajara, que nos permiten ver muchas cosas sin rasgarnos demasiado los bolsillos. Si todo ello lo acompañamos de una buena gastronomía y multitud de cosas que ver, no hay excusas para no visitar a nuestra vecina.

Qué ver en Guadalajara.

Las opciones son muchas. Si hablamos de practicar senderismo, el Alto Tajo nos ofrece caminatas repletas de luz y de naturaleza en estado puro, sobre todo con la llegada del buen tiempo. El otoño va a dar paso a una visita al Hayedo de Tejeda Negra, uno de los lugares más visitados por los senderistas españoles ( y con razón).

 

 

Guadalajara y el Alto Tajo.
Guadalajara y el Alto Tajo.

 

 

Guadalajara y el Alto Tajo.
Guadalajara y el Alto Tajo.

 

 

Hundido de Armallones, Alto Tajo.
Hundido de Armallones, Alto Tajo.

 

 

Hayedo de Tejera Negra, Guadalajara.
Hayedo de Tejera Negra, Guadalajara.

 

Hayedo de Tejera Negra, Guadalajara.
El Hayedo de Tejeda Negra, Guadalajara.

 

La llegada del buen tiempo deberían hacernos visitar pueblos como Horche, donde se realizan visitas guiadas a bodegas y a la ciudad, Pastrana, la ciudad de la princesa de Éboli y donde vivió Santa Teresa de Jesús. y, para los amantes de Camilo José Cela, el castillo de Torija nos ofrece una recopilación de la historia de su Viaje a la Alcarria.

 

Horche Guadalajara
Horche Guadalajara

 

 

Para los que quieran ir más al norte, van a descubrir la ciudad más turística de la comarca, Sigüenza, y los pueblos negros, la zona más bonita, en mi opinión, que tiene Guadalajara.

 

Parador Nacional Sigüenza
Parador Nacional Sigüenza

 

 

En el patio del Parador Nacional de Siguenza
En el patio del Parador Nacional de Siguenza

 

 

 

Callejeando por Sigüenza
Callejeando por Sigüenza

 

 

Sigüenza
Sigüenza

 

Guadalajara capital.

La capital de la provincia, que en su pasado se consideró fea y sin encanto, posee el Palacio del Infantado, y una remodelación de todo su casco antiguo que la hacen mucho más atractiva y un lugar donde salir a tomar algo. Muy recomendable la plaza de toros reconvertida en terraza de verano, donde tomar unas copas o cenar es una realidad.

 

Guadalajara, Palacio del Infantado
Guadalajara, Palacio del Infantado

 

Y si hablamos del verano, una visita al festival de la lavanda en Brihuega, es una bonita experiencia. Durante los días del festival, el ayuntamiento organiza visitas a los campos de lavanda, y todo el pueblo se engalana de esta aromática planta.

 

 

Brihuega,festival de la lavanda.
Brihuega en el festival de la lavanda.

 

 

Brihuega,festival de la lavanda.
Brihuega,festival de la lavanda.

 

 

Brihuega,festival de la lavanda.
Brihuega, Guadalajara.

 

 

 

Y luego, siempre hay pueblos perdidos que nos sorprenderán con su naturaleza, como Pioz, a 20 minutos escasos de Alcalá de Henares.

 

Pioz, castillo.
Pioz, castillo.

 

 

Pioz en verano, Guadalajara
Pioz en verano, Guadalajara

 

 

India.

A la India se la ama o se odia, es la frase más típica que he oído… y es verdad. Se escuchan voces a favor, y voces en contra, pero lo que si que es cierto, es que es un país que no deja a nadie indiferente. La India, es un lugar para muchos viajes: muchos son los veranos necesarios para comprender y llegar a amar a este hermoso país, donde la miseria y la pobreza se dan la mano de los turistas y la gente acomodada; donde los saris de las mujeres conviven pacíficamente con la juventud, que quiere ser occidental. Todo vale en la India, y todo está lleno de tradiciones y perjuicios. Al viajar, una tiene la impresión de que por mucho que te fijas e intentas comprenderla, todavía no está a tu alcance.

Como ya muchos saben, es un país muy económico, donde el que viaja caro es porque quiere. En mi visita, llegué a regatear para pagar menos de un euro por habitación doble, pero aún así, sabíamos que era caro. La picante gastronomía es deliciosa, y, como no, más que asequible.  Una experiencia bastante económica y mágica, es dormir en alguno de los palacetes que hay en el Rajastán, y que ahora se dedican al turismo. No te arrepentirás….

 

 

Khajuraho, India.
Khajuraho, India.

 

 

Khajuraho, India.
Mujeres en Khajuraho

 

 

Khajuraho, India.
De camino… Khajuraho, India.

 

Mercados en la India. Jhansi.
Mercados en la India. Jhansi.

 

 

Agra, India.
Agra, India.
Etiquetado: / / / / / / / / / / / / / / / /

Baracoa en Cuba.

Baracoa, la ciudad donde el mar se une a la naturaleza….

 

 

Érase una vez, una isla donde Cristóbal Colón llegó… Cuba…

 

 

Sumergidos en una Baracoa que empieza a amanecer, observo el mar desde la azotea de nuestra pensión. A estas horas, las calles están tranquilas y todavía no hay mucha actividad en ellas. Para desayunar, me dirijo al Hotel Martí, para tomarme uno de los mejores cafés de nuestro viaje. Un pequeño grupo de gente se agrupa en el lado opuesto del centro de comunicaciones, junto a la Plaza de la Independencia, donde con sus tarjetas consiguen conectarse a ese avance llamado wifi, y que tiene a los cubanos loquitos de atar.

 

Baracoa en Cuba.
Baracoa en Cuba.

 

 

 

Bienvenidos a Baracoa, la ciudad primada según la historia, y uno de los puntos más recomendados por los viajeros al visitar la isla de Cuba. Realmente, no entendíamos el por qué tanta gente se acercaba hasta esta remota área, donde las comunicaciones son malas, y los vuelos no están incluidos en el presupuesto de ningún viajero, hasta que hemos llegado a esta ciudad. Y es que Baracoa proporciona una tranquilidad y relax que no habíamos encontrado en ningún lugar de toda Cuba. A pesar de que sus habitantes son cubanos, y siguen teniendo el mismo carácter alegre y dicharachero que los cubanos nos han mostrado, todo emite un relax difícil de encontrar en muchos lugares.

 

 

Baracoa en Cuba.
Baracoa en Cuba.

 

 

Baracoa en Cuba.
Baracoa en Cuba.

 

 

 

Baracoa fue la primera ciudad fundada por los españoles, concretamente por Diego de Velázquez, el 15 de agosto de 1.511, cuando llegó a la isla de Cuba. Desde aquél lejano día, muchas cosas han sucedido en ella, desde ser nombrada sede del obispado cubano en 1.518, hasta el paso del huracán Matthew hace hoy dos meses, y que dejó la ciudad devastada.

Baracoa
Baracoa

 

 

La considerada uno de los 34 puntos calientes de biodiversidad del planeta, alberga el mayor número de paisajes y de tipos de vegetación de toda Cuba, y aquí llegan los turistas para ascender el yunque, una maravilla natural que representa la imagen más conocida de esta zona. Allí, el Parque natural Alejandro de Humboldt, es de visita obligada, aunque nosotros no pudimos hacerlo por problemas de salud.

Sin embargo, la cantidad de opciones que tuvimos fue bastante amplia, y menos aburrirnos, todo. a pesar de ser una ciudad pequeña, es posible pasar varios días realizando actividades y viendo cosas. Vamos por partes…

Qué ver en la ciudad de Baracoa, Cuba.

 

Un lugar en el que sin duda pasaréis parte de vuestro tiempo, es la plaza de la Independencia, centro neurálgico de la ciudad. En ella se encuentra el centro de comunicaciones, donde es posible comprar las tarjetas para conseguir internet, y donde está la antena para conectarse.

Alrededor de la plaza, hay varios bares, donde es posible tomar algo mientras se accede a internet. Justo enfrente, el restaurante Yaima, es el único lugar que no vamos a recomendar, ya que nos han estado cobrando precios distintos por lo mismo cada día, según quién nos atendiera, y no nos ha parecido nada bien.

Baracoa
Baracoa

 

Siguiendo con nuestra visita turística, en otro de los extremos encontramos la catedral de Nuestra Señora de la Asunción, al otro extremo, se levanta orgullosa, no en vano, alberga la Santa Cruz de la Parra, la única que todavía perdura de las 29 cruces que Cristóbal Colón trajo consigo al Nuevo Mundo a su llegada a estas tierras.

Baracoa, Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, Baracoa.
Baracoa, Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, Baracoa.

 

 

Baracoa
Baracoa

 

 

Si caminamos en línea recta, nos vamos a encontrar el Museo del Cacao, y es aquí es la ciudad del cacao por excelencia en Cuba. Allí llegaron hace muchas décadas franceses provenientes de la isla de Haití, a consecuencia de las revueltas que tuvo la isla tiempo atrás, y con ellos trajeron el cultivo del cacao y del café. Desde entonces, el cultivo del cacao está presente en Baracoa y sus alrededores, y visitar alguna de las casas particulares en el campo, donde se realiza su cultivo, es bastante interesante.

 

En el museo del cacao encontré esta foto, que es una de mis favoritas del viaje....
En el museo del cacao encontré esta foto, que es una de mis favoritas del viaje….

 

 

 

Si después de tomar un buen chocolate, nos ha entrado calor, nada como ir a la Playa de Maguana en alguno de los taxis de la plaza. Playa Maguana no es tan espectacular como otras de las playas de Cuba, pero es un lugar agradable donde dejar pasar el tiempo y comer algo. Allí, en temporada baja, la playa es casi para nosotros, y solamente dos sombrillas más están ocupadas por extranjeros.

Si a la vuelta de Maguana nos ha entrado hambre, cenar en el Restaurante la Terraza, es todo un lujo. Allí hemos probamos el pescado con leche de coco, y algunos de los mejores mojitos de nuestro viaje a Cuba.

https://www.tripadvisor.es/Restaurant_Review-g677686-d3913854-Reviews-La_Terraza-Baracoa_Guantanamo_Province_Cuba.html

La noche no puede terminar sin acercarnos a la Casa de la Trova, que es una de las más famosas de Cuba. El resto lo dejaremos para mañana.

Casa de la Trova, Baracoa.
Casa de la Trova, Baracoa.

 

 

 

 

 

Etiquetado: /

No Turistas. Viajar sin chocar con turistas

 

No Turistas….

Meteora en Grecia
Monasterios de Meteora en Grecia.

 

 

Cómo viajar sin estar chocando todo el rato con otros turistas…

Llega un momento cuando viajas bastante, en el que llegar y encontrarte una legión de autobuses llenos de turistas, te da una aprensión difícil de describir; parte del atractivo de un viaje, termina por tener en cuenta la llegada masiva de los toma fotos con la banderita o no.

A continuación, y haciendo acopio de memoria, tenéis una selección de algunos lugares que, pese a tener turistas, éstos no suponen un incordio ni quitan las ganas de volver…. Vamos allá….

 

1. Khajuraho en la India. 

 

Por muchas razones, es uno de mis lugares favoritos en la India. Nadie espera llegar y encontrarse una población llena de templos, en los que las imágenes del Kamasutra constituyen parte de su arquitectura. Los edificios, no solamente son bonitos, sino que constituyen un agradable paseo, sin agobios por los vendedores, y la ciudad, Khajuraho, es un remanso de paz y tranquilidad, especialmente, si tenemos en cuenta que estamos en la India. 

Más información: https://roseviaja.com/khajuraho/

2. Meteora en Grecia.

 

Hubo una época en la que existieron muchos eremitas, que buscaban poder refugiarse del mundo terrenal y dedicarse solamente a meditar. Entonces, descubrieron las montañas de Meteora, y allí, en sus cimas, enclavaron sus monasterios ortodoxos, que en el 1.988, fueron declarados Patrimonio de la Humanidad. Los monasterios de Meteora, fueron testigos de las cámaras y flashes de la película “Solo para tus ojos”, de James Bond. Desde entonces, el número de turistas se ha incrementado, pero no tan alarmantemente como para no poder disfrutar de la visita a estos bellezones. Hay grupos organizados desde Kalambaka o Kastraki… Nosotros, lo hicimos a pie por nuestra cuenta… eso ya depende de cada uno.

 

Más información: https://roseviaja.com/meteora-grecia/

 

 

Monasterios de Meteora en Grecia.
Monasterios de Meteora en Grecia.

 

 

meteora
Monasterios de Meteora en Grecia.

 

 

 

Monasterios de Meteora en Grecia.
Monasterios de Meteora en Grecia.

 

3. L’Albir en Alicante.

 

Las playas de Alicante son en mi opinión, de las mejores que podemos tener en nuestro territorio. El problema es que en verano, no es posible ni poner una toalla sin pelearte con el vecino de al lado. Por ello, siempre intentamos buscar lugares donde el turismo no haya acaparado a sus anchas, y podamos estirarnos en la playa con un mínimo de tranquilidad. Desde que estuvimos en el Albir, encontramos lo que buscábamos: un lugar con calas, con un turismo controlado (fuimos el primer fin de semana de agosto, y se podía estar, pese a ser pleno verano), y sobre todo, playas limpias. L’Albir además, tiene algunas calas escondidas preciosas…

 

 

Playa de l'Albir, Alicante.
Playa de l’Albir, Alicante.

 

 

 

4. Carrières de Lumières, el Teatro de artes escénicas en Les Baux-de-Provence, Francia.

No entraba en nuestros planes, no lo conocíamos, y no sabíamos de su existencia. Fue la dueña de una cafetería donde desayunamos ese día en Arles, la que nos lo recomendó. Cuando le preguntamos “qué era aquello”, nos dijo que no lo sabía ni explicar, pero que fuésemos… y así lo hicimos.

La consecuencia fue que lo que más nos gustó del viaje a la Provenza fue este museo, teatro, musical… yo tampoco sabría cómo describirlo….

Más información: http://www.cathedrale-images.com/

 

 

Les Carrieres de Lumieres, Francia.
Les Carrieres de Lumieres, Francia.

 

 

 

Les Carrieres de Lumieres, Francia.
Les Carrieres de Lumieres, Francia.

 

 

 

 

 

 

Les Carrieres de Lumieres, Francia.
Les Carrieres de Lumieres, Francia.
Les Carrieres de Lumieres, Francia.
Les Carrieres de Lumieres, Francia.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

5. El relax también existe en Tailandia: Koh Lanta.

A veces, buscamos relajarnos unos días al terminar un viaje, pero todavía, visitar algunos lugares que nos han recomendado. Esto es lo que permite Koh Lanta, la isla cercana a Krabi, desde la que se puede visitar Koh Phi Phi, Puket, etc, y al mismo tiempo, poderte relajar y disfrutar del mar. Koh Lanta tiene turismo, si, pero no tan masificado como otros lugares. 

Koh Lanta, Tailandia.
Koh Lanta, Tailandia.

 

Koh Lanta, Tailandia.
Koh Lanta, Tailandia.

 

 

Koh Lanta, Tailandia.
Koh Lanta, Tailandia.

 

 

Koh Lanta, Tailandia.
Koh Lanta, Tailandia.

 

 

 

 

Koh Lanta, Tailandia.
Koh Lanta, Tailandia.

 

 

 

 

Etiquetado: / / / / / / / / / / /

Barcelona i el Mercat de la Boqueria.

Barcelona.

 

 

Mercado de la Boquería
Mercado de la Boquería

El mercat de la Boqueria.

 

 

Barcelona era un lugar todavía desconocido para mi. A pesar de estar tan cerca, nunca había tiempo para ver los encantos que hacen que mucha gente quede prendada de esta ciudad, la más turística de toda nuestra península, y la más famosa fuera de nuestras fronteras.

Por supuesto, para la visita a la ciudad condal, fue recolectando los consejos de todos los que sí que habían estado, y hubo un detalle que me llamó la atención: todo el mundo, me aconsejaba ir al mercado de la Boquería, así que allí que fui.

Las Ramblas de Barcelona, una tarde cualquiera...
Las Ramblas de Barcelona, una tarde cualquiera…

 

 

El Mercado de la Boquería, se encuentra en las Ramblas, y hoy por hoy, es uno de los 10 más importantes de Europa. No se sabe muy bien cómo nació, aunque en la antigüedad, era normal que los mercados ambulantes tuviesen un papel importante en la formación de pueblos y ciudades, que se construían alrededor de ellos; vendedores ambulantes, campesinos, dueños de masías cercanas, todos, acudían a estos mercados, para comprar y vender sus bienes, y el Mercat de Sant Josep, era uno de ellos. Ubicado junto a la puerta antigua de la muralla, se llamaba el Pla de la Boquería, y en un principio,  era solo carne lo que allí se comercializaba (fuentes bastante fiables apuntan a que el nombre “boqueria” proviene del nombre del cabrito en catalán: Boc, que comercializaba la comunidad judía en el siglo XII). Con el tiempo, el mercado albergó también la venta de vendimia, y ya a partir del siglo XV, las verduras de las huertas cercanas, y de las huertas de San Antonio, San Pablo y Sant Beltran hicieron un hueco en el lugar.

El mercado de carnes fue el inicio de este mercado, de antaño ambulante.
El mercado de carnes fue el inicio de este mercado, de antaño ambulante.

 

 

 

img_1440-fileminimizer

 

 

No fue hasta 1.794, que el Mercado de la Paja, como entonces se llamaba popularmente, empezó a pensar en hacerse un hueco en el lugar de los barceloneses, siendo parte de un plan que soñaba con ser el primer mercado municipal de Europa, pero quiso el destino que no se terminase el proyecto, y que no fuese hasta el 1.840, con el arquitecto Mas Vilà, que el proyecto de mercado ambulante pasase a ser un edificio propiamente dicho.

Mercado de la Boquería
Mercado de la Boquería

 

Desde entonces, el mercado de la Boquería ha visto diseñar y remodelar muchos de sus puertos, ha sido centro y parte de la historia de Barcelona, y desde el siglo XXI, parte también de su actividad turística, que atrae a sus puertas a muchos visitantes, ya sea para tomar fotos, como para comer alguno de los manjares que allí se exponen. 

Mercado de la Boquería.
Mercado de la Boquería.

El considerado como el Mejor Mercado del Mundo en el 2.005 (en el Congreso Mundial de Mercados de Washington DC), es un mercado renacido, con 250 puestos actualmente que compiten por ser nuestro centro de atención, y que, junto con el aula gastronómica del recinto, donde uno puede aprender a cocinar, pueden presumir de ser uno de los lugares más visitados de España.

MI fruta favorita! Los rambutanes tailandeses.
Mi fruta favorita! Los rambutanes tailandeses.

Seguiremos incluyendo sin duda este mercado en nuestras recomendaciones de viaje… no hay duda….

Etiquetado: /

Trinidad en Cuba.

Trinidad

 

Trinidad es seguramente el tercer lugar que todo visitante incluye cuando viaja a Cuba, siguiendo a La Habana, que nadie se pierde, y Varadero, la reina de las playas cubanas. Aunque es una ciudad llena de turistas, Trinidad es una ciudad con mucho encanto; si uno mira más allá de la multitud de bares, restaurantes y tiendas, se puede ver la realidad cubana, y descubrir un poco más del encanto de este país.

La historia de Trinidad, se encuentra unida a la española. La ciudad, fue la tercera ciudad fundada por Diego Velázquez, al empezar la colonización de Cuba. A pesar de que la ciudad iba creciendo en tamaño, pronto, Hernán Cortés, pasó por allí y convenció a gran parte de los lugareños a acompañarle a la conquista de México. Así, Trinidad, quedó escasa de gente, y su posición alejada de la civilización, la convirtió en lugar ideal para piratas y contrabandistas, que comercializaban desde allí con los esclavos de Jamaica.

No fue hasta el siglo XIX, cuando los colonos franceses huidos de las revueltas de Haití, se establecieron en el cercano Valle de los Ingenios, iniciando una floreciente industria azucarera que hizo florecer la ciudad. Sin embargo, las guerras de independencia cubanas terminaron con las plantaciones de azúcar de la zona, trasladándose a otras provincias, y la bella ciudad quedó, de nuevo, olvidada en el tiempo.

Fue la industria del turismo la que la devolvió a la vida, siendo declarada Patrimonio de la Humanidad en 1.988, empezando así, una nueva etapa para los trinitarios.

Desde entonces, la ciudad  ha visto pasar miles de turistas, que se acercan para descubrir una de las ciudades más coloridas de la Cuba colonial, y para realizar muchas de las actividades que la ciudad ofrece.

 

Trinidad en Cuba
Trinidad en Cuba

 

Lo primero que lo que nos percatamos al llegar a Trinidad es de sus calles, todas empedradas, no aptas para tacones altos ni calzado complicado. Es fácil encontrar caballos transitando junto a los bici-taxis, que discurren por ellas haciendo malabarismo para no tropezar con los muchos turistas que reinan en las calles junto a los locales. Los coches antiguos, convertidos en taxi en la actualidad, completan la imagen de cualquier calle de Trinidad, la ciudad colonial por excelencia en Cuba.

 

 

 

Coches antiguos, hoy en día taxis para turistas la mayoría de ellos.
Coches antiguos, hoy en día taxis para turistas la mayoría de ellos.

 

 

Cualquiera pensaría que seguimos en la Cuba del siglo XIX, al ver la razón por la que nos acercamos aquí muchos viajeros, sus casas coloniales. El turismo, ha convertido muchas de ellas en casas para huéspedes o restaurantes, confundiendo al viajero muchas veces, que no sabe cuál elegir. Nuestra casa, es grande y fresca, el ejemplo de casa de época en la que todos soñamos al llegar aquí. Sus dueños, Víctor y Elena, resultan ser unos anfitriones excelentes, y mejores conversadores si cabe. Víctor es médico epidemiólogo, y Elena era ingeniera química en la industria azucarera. Es Víctor el que nos recomienda el mejor restaurante en el que comemos en Cuba, San José, un lugar donde hay que hacer largas colas para cenar todas las noches, pero donde la espera, merece la pena. También es Víctor quien nos orienta los lugares a visitar a nuestro paso por la pequeña ciudad, y quien nos ayuda con el taxi y muchos pequeños detalles que nos van surgiendo en nuestro camino. Por las tardes, al sentarnos en el jardín interior de la casa, me siento como si estuviera en alguna de las telenovelas que de pequeña reproducían en la televisión, solamente que los protagonistas de esta historia, somos nosotros.

Casa de Víctor y Elena, Trinidad.

 

 

Casa de Vïctor y Elena en Trinidad, Cuba.
Casa de Vïctor y Elena en Trinidad, Cuba.

 

Nos gusta tanto estar aquí, que los tres días previstos se convierten en cuatro. Y solamente la calor, que es tremenda en septiembre, consigue que nos desplacemos al sur. Es en este lugar donde empezamos a conocer la auténtica realidad cubana, cuando paseando por ella, al dejar la zona turística, se vive Cuba.

 

Trinidad
Trinidad

 

En Trinidad, se conservan la mayoría de las casas coloniales del pasado
En Trinidad, se conservan la mayoría de las casas coloniales del pasado

 

Trinidad desde las alturas.
Trinidad desde las alturas.

 

En Trinidad, la gente se reúne en la plaza del pueblo para conseguir internet.
En Trinidad, la gente se reúne en la plaza del pueblo para conseguir internet.

 

Nadie debería pasar por aquí sin sentarse alguna noche en La Casa de la Música, donde músicos y cantantes, se reparten su escenario cada noche, después del atardecer. Es allí donde tomarse un mojito sabe mejor, al ritmo de la música que llevan todos los cubanos dentro, en su interior.

Casa de la música de Trinidad.
Casa de la música de Trinidad.

 

Hay muchos lugares especiales en el mundo que visitar, y éste es uno de ellos.

Cómo llegar.

Llegar es relativamente fácil, ya que se encuentra a 4 horas de La Habana, y tanto autobuses (Viazul en nuestro caso), como todo tipo de transportes, llegan aquí. Una vez allí, enfrente de la oficina de Cubatur, se encuentran todos los taxis parados todo el día, siempre se puede conseguir uno. En la ciudad, todos los taxis tienen un precio pactado por trayecto, y todos cobran lo mismo (aunque abusivo). Si se quiere llegar a Playa Ancón, son 8 CUC (unos 8 euros), ida, y otros 8 CUC la vuelta. El precio es el mismo si va una persona o cuatro. No negocian. Como alternativa, existe un bus turístico que para allí, y también para visitar otros lugares alrededor. El precio son 4 CUC. 

Trinidad en Cuba
Trinidad en Cuba

Qué visitar.

Por descontado la ciudad, que es una joya de la arquitectura colonial.

Además, existen otros lugares a visitar, como Cayo Blanco, que son espectaculares.

Mas información sobre Cayo Blanco

El nombrado Tope de Collantes, tiene vistas impresionantes, y se pueden hacer muchos recorridos diferentes.

Este viaje, merece mucho la pena, y fue una de las mejores experiencias de todo el viaje. Estuvimos mirando la opción de alquilar un taxi, e ir allí, pero finalmente, salía más a cuenta contratar la excursión con Cubatur que hacerlo por nuestra cuenta. Contratarlo allí, es muy sencillo, y mucho más económico. El precio fueron 30 CUC por ir a Vegas Grande (unos 28 euros). Conocimos a unos catalanes que habían contratado la excursión desde España, y les había costado 90 euros… casi nada la diferencia.

El Valle de los Ingenios, no estuvimos, pero parece que también merece una visita.

 

 

Trinidad tiene un encanto especial.
Trinidad tiene un encanto especial.

 

Calles típicas de Trinidad
Calles típicas de Trinidad

 

Mercado callejero de Trinidad
Mercado callejero de Trinidad
Etiquetado: / /

Bali, magia, curiosidades y aspectos de su cultura…Indonesia.

Hay lugares en el mundo que parecen tener un aura especial…. Eso mismo pasa con Bali. Todavía no he conocido a alguien que haya estado y que no piense volver. En Bali parece que el tiempo se ha detenido, Bali hace que le pase algo extraño a tu cuerpo, que se llena de una profunda paz, y sobre todo, Bali denota magia y religión Quizás el que haya sido lugar de paso entre tantas culturas diferentes, y que al contrario que el resto de islas de Indonesia, se practique el hinduismo, hace que tenga muchas historias mágicas que contar… Aquí la magia es permeable, es parte de cada balinés y de cada casa. Dioses, personas y casas están impregnadas de la parte mágica y divina que los viajeros sentimos al llegar aquí. Bali, Magia y Religión van de la mano.

Bali tiene una cultura ancestral animista, que mezcla duendes y dioses. Aunque mantiene sus dioses hinduistas, tiene también los propios. Es curioso porque conservan panteones hinduistas, con dioses y diosas de la religión, mientras que los demonios y espíritus buenos y malos también están presentes. Hay que hacer ofrendas para las buenas cosechas, a la naturaleza, etc.

Nunca hay escatimo para las ceremonias, cuyo calendario resulta incomprensible para nosotros, ni tampoco para las ofrendas. Los balineses presentan ofrendas todos los días, y siguen su religión, sin importarles en absoluto la curiosidad que despiertan en nosotros, ellos tienen su propia paz interior y saben vivir sin fijarse en los demás, conservando la esencia de lo que eran y son, pese al turismo existente en la isla.

Las cosas en Bali hay que hacerlas a su debido tiempo, pensando en los dioses y en las consecuencias de cada pequeño acto, es donde existe la felicidad personal. Como ejemplo, las casas se construyen con la entrada mirando al norte, y con la parte posterior, que equivaldría a los pies, hacia el mar, simbolizando la parte donde está lo que no queremos. Así, el feng sui entra por la puerta grande, y se palpa también en las construcciones de la isla y de todo lo que hace esta maravillosa gente.

Otra cosa bastante curiosa es el tema de la música, que en Bali está también muy presente: Los balineses no solamente son amantes de la música, sino que creen que cada instrumento está asociado a un espíritu diferente. El gamelan, la música típica balinesa, son acordes rítmicos que se van sucediendo, sin repetir los acordes, se repiten melódicamente, mientras xilófonos, gons, flautas de bambú, y otros instrumentos de cuerda se van sucediendo entre sí.

También el teatro es una de las aficiones de Bali, como la historia de Rangda y Barong, basada en la bruja Carol Arang. Rangda representa al mal, mientras que Barong es un bravo león que nos protege y nos va a representar el bien en todas sus facetas.

Sobre Rangda, hay varias leyendas acerca de su origen, pero la más común, habla de una malvada bruja (Rangda significa viuda en el antiguo idioma de Java), que vivía en Bali, y que realmente se llamaba Carol Arang. La bruja, causaba muchos problemas entre los lugareños, causando enfermedades y pestes. Su hija Ratna, no conseguía casarse con ningún muchacho de la isla, debido al carácter y los problemas de su madre bruja con el pueblo balinés. Por venganza, la bruja tomó una muchacha del pueblo, la sacrificó, y causó una epidemia. El rey Airlangga, preocupado por la actitud de la bruja, decidió matarla, pero, aunque los hombres que mandó Airlangga consigueron apuñalarla, la malvada bruja se levantó tal cual, matándolos a todos. Cuando ya pensaba que no había forma de deshacerse de ella, Empu Bharada, un hombre sabio, mandó a un joven aprendiz, Bahula, a que se casase con Ratna. Este, no solamente se casó con la hija de Carol, sino que logró robar el libro de los hechizos de la bruja, y copiarlos para Empu Bharana, que finalmente la pudo dominar con los hechizos de la bruja y la mató.

Lo que nos van a representar muchas veces las danzas balinesas, van a ser la lucha entre el bien y el mal, entre Rangda y Barong, ya que Rangda es muy venerada en Bali.

 

 

Rangda, bruja del mal
Rangda, bruja del mal

Qué amuleto mágico comprar en Bali: los llamadores de ángeles.

También de Bali nos llegan los llamados “llamadores de ángeles”, un talismán que es sinónimo de meditación y relajación, siendo muy utilizado por las mujeres embarazadas, ya que tiene dentro una bola sonora, que se dice relaja al feto, que reconoce el sonido y se apacigua. Debe usarse colgado a la altura del ombligo, para que esté cerca del Chakra del corazón. Además, se cree que tiene efectos curativos, al ayudarnos a alcanzar la paz interior y a encontrarnos mejor con nosotros mismos.

 

Llamador de ángeles
Llamador de ángeles

 

Hay muchas anécdotas y peculiaridades que contar, muchas historias mágicas por venir, y sobre todo, se necesita más tiempo para poder comprender a una cultura tan diferente a la nuestra… o no, porque, al final, todos somos iguales…

Etiquetado: / / / / /

Skiathos, la isla donde se rodó Mamma Mía…

Skiathos, la isla donde se rodó Mamma Mía…

 

Amanece en la isla…

 

No existe momento tan especial como el del amanecer. Ver como la ciudad se va iluminando lentamente, sus tejados van atrapando la luz del sol mientras los gallos cantan, hace que te sientas parte de un secreto que no debes contar…

 

Y así amanece en Skiathos, nuestro último destino.

 

Llegamos aquí provenientes de Krastraki y Kalambaka, donde Meteora nos había dejado un buen sabor de boca y pernoctamos en Volos, la quinta ciudad griega en tamaño. También esta ciudad nos dejó una agradable sensación de paz y tranquilidad, y si algo nos asustaba era llegar a Skiathos y que todo aquello que esperábamos encontrar desde hacía más de dos meses no se viese materializado. Pero no. Skiathos es un sitio mágico, espectacular. Las calles de Skiathos ciudad, empedradas, llenas de casitas blancas con puertas y ventanas azules, sus pequeñas tabernas griegas y miles de restaurantes para comer y cenar, sus tiendecitas… todo nos recuerda a una Ibiza ahora lejana pero con un sello propio, lleno de un idioma que aquí se vuelve más cerrado y con unos turistas más relajados que los que posee nuestra isla balear, y es que el turismo de Skiathos busca algo más que fiesta; aquí la presencia de Mamma Mía en el cine es más que patente; el único cine de la ciudad, proyecta el film 3 días por semana, y hay que comprar la entrada con antelación, si es que quieres ocupar uno de los 200 asientos del cine al aire libre… Al tratarse de una isla montañosa, no es posible acceder sino es por barco a la mayoría de calas y acantilados. Solamente un camino recorre la zona sur de la isla desde Skiathos ciudad hasta la laguna, el resto hay que contratar un barco e ir a ver calas, islas, rincones perdidos donde de repente aparecen turistas sumergidos en el agua, y cuando llegas entiendes que estén allí, porque no todos los lugares poseen playas de arena con coral, ni tampoco son tan azules, y aquí cada una de ellas se compone de todo un abanico de azules que van desde casi el blanco azulado hasta un turquesa oscuro, que nos indica que ya tenemos más de 20 metros de profundidad. Sobre el alojamiento, la Pensión Lais se encuentra localizada en una callejuela cercana al centro, pero en la zona alta. Sus dueños, Theo y su mujer, son encantadores. Y es que nada se agradece más que estar de vacaciones y encontrar a gente agradable en el camino que te hagan la estancia mejor, aunque supongo que lo mismo les ocurre a los cientos de ingleses, alemanes y franceses que pasan sus días aquí. Los griegos también ocupan una buena parte de las pensiones, siendo escasa la presencia de españoles. Sólo hay dos requisitos para venir aquí: traer una toalla y más de un bañador. La isla no vale para aquellos a los que no les guste la playa, aunque dudo mucho que alguien pueda decir “no” a este lugar…..

Skiathos
Skiathos, Grecia
Etiquetado: / / / /

Islas de Bali: Sanur y Nusa Lembongan.

Sanur y Nusa Lembongan, en Bali

 
 
 
Nuestro Año Nuevo, ha sido para Sanur, donde en el hotel Bumi Ayu, hemos pasado las dos últimas noches de nuestro viaje a Bali. Sanur es una playa para turistas, repleta de bares y hoteles, pero que es perfecta para poder disfrutar una noche como la del año entrante, que era lo que íbamos buscando. El hotel Bumi Ayu, es un hotel tranquilo, donde relajarse y poder desconectar. Aunque tiene un restaurante donde sirven un desayuno bastante completo y se puede comer, vale la pena salir a la calle principal, donde hay multitud de bares y restaurantes en los que tomar algo. además, os podemos dar algunos consejos de lugares donde comer. Al ser donde celebramos la entrada del año, la verdad, no escatimamos en gastos, y los restaurantes donde estuvimos fueron de gama alta.
 
 
 Nusa Lembogan 10 comp Nusa Lembogan 5 comp
En Nochevieja, estuvimos en el Three Monkeys Sanur, uno de los restaurantes con mejor ambiente de Sanur. Muy cerquita, en el Casablanca pub, pudimos celebrar el Año Nuevo con música en directo en su local. Si os apetece una buena pizza, The Village es el sitio ideal, aunque no esperéis que sea económico: los precios son iguales a los de cualquier restaurante español.
Desde allí, pudimos contratar una excursión para hacer snorkelling en la isla de Nusa Lembongan, visitar la isla, conocer la zona de los manglares, con un paseo en barca, y tener una comida frente a la playa en un lugar privilegiado.

Bali no tiene grandes playas en las que bañarse (y menos para nosotros, que somos valencianos y sabemos de qué hablamos), pero tiene miles de encantos que descubrir. Si de algo estamos seguros, es de que volveremos, y podremos conocer la isla mucho más a fondo y  con más tiempo. Os dejo unas fotos de Nochevieja, y de Nusa Lembongan y sus playas.

Etiquetado: / / /

Ubud, yoga y la meditación en el corazón de Indonesia.

 
 
 
 
 
Ubud, Bali meditación

 
Después de Kuta, llegamos Ubud, a la ciudad más concurrida de todo Bali por los turistas. A pesar de estar a tope de australianos (es su principal lugar de vacaciones), Ubud tiene un encanto especial. Lo ideal para ver la esencia de Ubud, es poder alquilar una moto o bici y perderse por los alrededores, que se encuentran llenos de campos de arroz. Allí es posible enrolarse en una clase de cocina balinesa, hacer yoga, practicar meditación, y sobre todo darse un buen masaje en cualquiera de las muchas tiendas donde chicas amables y simpáticas lo ofrecen a todo el que le apetezca. Además, el Santuario de los Monos, en el centro de la ciudad, ofrece una curiosa reserva de naturaleza y de macacos, que seguro os gustará. Allí también se encuentra el museo de Miguel Blanco, un español llegado a Bali, y que fue una especie de Dalí en tierras indonesias.
 
 

La cultura hinduista y sus símbolos está presente en todas partes...
La religión hinduista y sus símbolos están presentes en todas partes…
 

 

 

 

 

 

 

El Santuario de los monos,

 

 

Santuario de los monos, nos encantó su naturaleza, más que los famosos monos.
 
 
 

 

El Santuario de los monos
El Santuario de los monos
 
Como curiosidad, nos metimos en una casa local para que nos hiciesen un masaje, y resultó ser un quita-demonios, que a Bernat le ha quitado el dolor de espalda por mucho tiempo, y a mi me ha quitado según él, el mal de ojo que me habían echado. Toda una experiencia. Como hoteles, sin dudarlo el Krisna House, y el mejor restaurante que hemos estado en Bali: el Ibu Rai Bar, una comida impresionante…. Os dejo fotos… y la tarjeta del santero, por si alguien quiere ir.
 
 
 
Cenando en el Ibu Rai Ba
Cenando en el Ibu Rai Bar
 
 
 
Bakmi Goreng, junto con el Nasi Goreng, uno de los típicos platos en Bali
Bakmi Goreng, junto con el Nasi Goreng, uno de los típicos platos en Bali
 
 
 

 

Una de mis bebidas favoritas, la sidra de Bali
Una de mis bebidas favoritas, la sidra de Bali
 

 

El hombre que quita los demonios....
El hombre que quita los demonios….
 Las calles, siempre caóticas y a veces intransitables, presentan muchos lugares donde esconderse y disfrutar de la paz y tranquilidad que Bali nos prometía…
Comentaros también que es posible hacer yoga y meditar en muchos lugares. No vale la pena que reservéis nada desde España. Contratarlo allí cuesta hasta 3 veces (o más), menos que hacerlo desde casa. Lo mismo con el transporte. Un coche privado de Kuta a Ubud nos costó unos 15 euros o menos, aquí el precio es hasta 40 euros.
Ubud y sus calles, siempre llenas.
Ubud y sus transitadas calles

 

 

 

 

 

Caminando por las calles de Ubud.

 
Penes, el souvenir más popular en Bali, no sé por qué...
Los penes es el souvenir más popular en Bali… no sé por qué, y no sé si lo quiero saber…

 

Etiquetado: / / /

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Más información.

aceptar