Aniversario de boda en Ronda, Málaga.

Ronda de Relax…

 

En el viaje a Ronda, muchas son las preguntas sin respuesta sobre esta ciudad, donde decidimos pasar nuestro aniversario de boda. En blanco queda la pregunta de por qué es el tercer destino más visitado de Andalucía, y por qué suele ser tan difícil encontrar alojamiento, pese a ser diciembre y no ser la época más apropiada para una visita a la sierra de Grazalema. Poco a poco, la oscuridad de la noche deja paso a este pueblo que nos sorprende: su población es mayor de la esperada, 35.000 habitantes, pero la disposición de la ciudad y sus interminables casas blancas, hacen que no haya sensación de agobio, y que Ronda, una de las ciudades más antiguas de nuestra Península, sea uno de los mejores lugares para conocer Andalucía.

 

Puente Nuevo

 

Nuestro alojamiento….

Llegamos a un hotel con encanto: el hotel San Gabriel, está emplazado en la antigua mansión de los Pizarro, familiares del famoso conquistador. Fue allá por el 1.736, cuando fue construida y durante siglos, sus descendientes habitaron esta preciosa casa. Con el paso de los años, el edificio se dividió en pequeñas viviendas, que albergó a sastres, artesanos, maestros de la escuela, y muchos lugareños más. A raíz de su venta a una familia andaluza, y de un posterior incendio, la casa fue adquirida por los padres de los actuales dueños, que la restauraron y habilitaron hasta convertirla en el precioso hotel que ahora conocemos. Sus dueños, unas personas encantadoras, nos atendieron desde el primer momento de nuestra llegada hasta nuestra partida, y podemos decir que, sin duda, volveremos a este lugar. Añadir que no es el típico lugar para mochileros, pero era nuestro aniversario y nos queríamos dar un capricho.

 

 

 

 

 

Qué visitar…

El río Guadalevín, se encuentra a mitad camino entre la antigua e histórica Ronda, y la nueva parte de la ciudad. el Puente Nuevo, con sus 120 metros de barranco, es lo más fotografiado y más representativo de este lugar. En el puente, hubo una antigua cárcel, ahora ya cerrada, y no es extraño encontrar a cientos de turistas enfrascados en la ardua tarea de enfocar toda su estructura, o conseguir un selfie con la mayor parte del famoso puente. En mi opinión, las mejores fotos se consiguen desde la otra parte del parador, desde la vieja ciudad, donde por la calle Tenorio tenemos un mirador, y varios senderos para llegar a la parte inferior del barranco, y ver mejor el cañón del Tajo y el puente.

Ronda
Puente Nuevo

 

Ronda

 

Ronda

Aunque el puente es uno de los atractivos de este lugar, no hay que olvidar que no es el único, y que el Puente Viejo, que no se sabe muy bien si fue construido por los árabes, sigue en pie.

Ronda, además, es un lugar ideal para hacer excursiones de senderismo, ya que se encuentra en la sierra de las Nieves, y aunque hay muchos lugares para visitar, todos ellos seguro que muy interesantes, nosotros nos dedicamos a ver bien la ciudad, y, finalmente, encontramos un spa donde pasamos una idílica tarde rodeados de chorros de agua. Del casco antiguo, no podéis dejar de ver las antiguas murallas, en perfecto estado, y los baños árabes, que también están en perfecto estado de conservación. Como curiosidad, nos encontramos con calles que llevan como nombre los de Orson Welles y Antonio Ordóñez, ambos adictos a estas tierras. De hecho, Orson Welles fue enterrado en la finca de Ordóñez a su paso a mejor vida. También Kazunari Yamanchi tiene su propio paseo; y es que este millonario, aficionado a las carreras de coches y diseñador de videojuegos, estuvo viajando a esta ciudad en el pasado con asiduidad. Y su videojuego Gran turismo, un simulador de conducción, reproduce escenas de la ciudad malagüeña, y sus habitantes, han querido guardarle homenaje con la susodicha plaza.

Para terminar, es posible ver Ronda en un día, pero la noche y las vistas del puente y del casco viejo bien merecen permanecer un poco más, y pernoctar entre sus murallas.

Murallas de Ronda 

 

Plazas de Ronda

 

El Spa…

Era nuestro aniversario, llevábamos días de paliza en el trabajo, y necesitábamos descansar. Además, Bernat siempre se queja de que en los viajes lo quiero ver todo, y nos pasamos el día caminando sin parar (la verdad, creo que tiene algo de razón). Así que allá que nos fuimos, a los baños árabes, donde el camino a la derecha nos lleva a un spa llamado “Aguas de Ronda”. allí, por 18 euros sin masaje, o 23 euros si queremos un masaje, es posible relajarse y disfrutar de la última parte de estas pequeñas vacaciones, que, como siempre, nos han dejado ganas de más….

 

 

Dónde comimos…

 

Qué difícil es comer mal en Andalucía, vamos, que ya tienes que tener mala suerte para no encontrar algún lugar donde comer bien y beber mejor. A continuación, los tres lugares donde tranquilizamos a nuestros estómagos….

 

La Taberna Ronda (Plaza del Socorro 8, Ronda. Teléfono 607 53 79 54).

Al llegar al hotel, el dueño nos recomendó algunos lugares para tapear, y decidimos hacerle caso y tomar algunas tapas en este lugar. Impresionante. No sólo las tapas y los vinos, sino también la atención de los que lo regentaban. Da gusto ir a lugares donde te tratan tan bien.

 

Casa María de Ronda (Ruedo Alameda 27, Ronda, teléfono 951 08 3663).

Pocas veces hemos cenado en un lugar tan espectacular como Casa María. Espectacular en todos los sentidos: en calidad de los ingredientes de la comida, en cantidad, ni mucha ni poca, en innovación: aquí, tú no eliges lo que comes, sino que ellos tienen ya un menú, y te van sacando poco a poco todos los platos, a cada cuál más diferente y sabroso, y sobre todo, en atención, en ver que realmente están ofreciéndote lo que tienen mejor en su cocina en ese momento, y el vino que mejor le acompaña. Nos encantó. Habíamos leído muy buenas críticas en tripadvisor, y comprobamos que todas son verdad. Hay que ir y descubrir este restaurante para completar la visita a una de las ciudades más bonitas de Andalucía….

 

Cómo llegar…

Ronda se encuentra a 100 kms de Málaga capital. Para llegar, solamente hay que seguir la A-357 dirección Ardales, hasta que nos crucemos con la 367, la cual seguiremos hasta encontrar la ciudad.

Etiquetado: / /

Málaga y Ronda…

O cómo disfrutar

de un aniversario de boda al completo.

A veces es difícil empezar a escribir para plasmar todo lo que vemos en nuestros viajes. Una web de viajes, no deja de ser un capítulo de la vida de alguien, que te cuenta lo que también te cuentan las guías de viaje, con la peculiaridad de que, normalmente, el que la escribe pone más atención y detalle en aquello que realmente le gustó.

El viaje a Málaga y Ronda, ha sido muy especial para nosotros. Por un lado, y objetivo principal, era nuestro viaje de aniversario de bodas: tres años ya! Y parece que fue ayer cuando junto con nuestros mejores amigos y mi madre nos dimos el sí quiero. Por otro lado, hacía tiempo que teníamos ganas de ver Málaga. Yo había estado cuando tenía 11 años, pero no recordaba apenas nada, y ahora empezaba a ser una verdadera intriga para mí: en menos de tres meses, alguien me había dicho que se quería jubilar allí, así que no quedaba otra que ir y conocer cómo era la ciudad hoy en día.

 

Puerto de Málaga

 

El viaje que a continuación relataré, lo hicimos en tres noches, una en Málaga, y dos en Ronda, y nuestro plan pasó por ver lo máximo posible en Málaga, donde compramos la Málaga Pass, y con ella nos hartamos de ver museos y cosas. Os puedo asegurar que se pueden ver muchas cosas en un día con ella y que merece la pena.

 

Después de la paliza que nos dimos, el tiempo en Ronda nos dedicamos a ver la ciudad, pero sin agobiarnos, solamente paseando, y también, disfrutamos del spa que hay cerca de los baños árabes, y de una cena maravillosa en uno de los restaurantes que la ciudad tiene… todo un lujo para unas vacaciones de lujo con la mejor compañía. Pero vayamos por partes….

Málaga.

 

Calle Larios, Málaga.

 

 

Llegamos a Málaga en un soleado día, con la sorpresa de que, al ser día festivo, estaban llenas de gente tomando algo en las terrazas de los cientos de bares de que puede presumir la ciudad. El animado ambiente, nos contagió, y tras dejar nuestras maletas en el hostel, nos dispusimos a conquistar la ciudad.

En primer lugar, comentar que el hostel donde pernoctamos, el Lights Out Hostel, cumplió con nuestras expectativas. El hostel, tiene también habitaciones dobles con baño privado, aunque vimos las habitaciones compartidas y tampoco estaban mal. Tiene una terracita en la parte superior, donde hacen cenas (la noche que estuvimos, era pollo al curry, por 5 euros), y también te ofrecen un pequeño desayuno gratis por la mañana. Además, está muy céntrico. El precio de la habitación doble es de 50 euros. 

Nuestra actividad esa tarde se concentró en las famosas tapas de la zona, de las que tanto habíamos oído hablar. Empezamos por un barecito que estaba situado en un callejón: El rincón de chinitas, y aunque no estaba mal, el sablazo que nos dieron con la cerveza sirvió para que decidiéramos probar suerte en otro, y menos mal, porque el Gorki, en la calle Strachan 6, resultó ser espectacular. El bar estaba lleno y con razón, y la camarera, en todo momento nos aconsejó sobre qué pedir y la cantidad, lo que es de agradecer cuando llegas a un sitio y no conoces el tamaño de las tapas. Sobre el vino, probamos el Andresito, un vino tinto muy rico de la zona.

 

 

Ayuntamiento de Málaga

 

Después de la comilona, un paseo por todo el centro histórico, así como por la zona del puerto, nos sirvió para descubrir la ciudad y ver lo mucho que se ha cuidado el entorno, tanto para turistas como los ciudadanos.

 

 

 

Calles de Málaga.

 

Calles de Málaga.

 

La Málaga que conocemos hoy, guarda para sí todo su emocionante pasado, desde los cartaginenses que la poblaron, pasando por los romanos, hasta los árabes, que la declararon capital de la taifa hammudí. Malaca, como era llamada en el pasado, ha sido territorio de germanos y bizantinos; hasta aquí llegaron comerciantes genoveses y el barrio judío fue toda una realidad. Por todo ello la Reconquista de los Reyes Católicos se encontró con una clara oposición por la gente de Malaca, y supuso uno de los más largos asedios de la España. No en vano, Málaga era conocida por ser una de las capitales más bellas de Al- Andalus, siendo famosos sus higos y almendras, y también su cerámica, que se exportaba a todos los rincones del mundo conocido. Aunque durante los siglos siguientes no vivió el esplendor del pasado, sobre todo debido a la falta de higiene y a las muchas epidemias que solían asolar la ciudad, el Siglo SVIII fue partícipe de un gran crecimiento económico y social, sobre todo con el triunfo del liberalismo en España, que derivó en que llegase a ser la primera ciudad industrial del país. Poco después, fue decayendo en el olvido, y solamente el turismo, la rescató, apreciando, no solo sus más de 300 días de sol anuales, sino también sus conocidos vinos, su pescado, y sus atractivos, no solamente las playas y zonas montañosas que posee, como también su cultura e historia.

 

 

Calles de Málaga.

 

 

 

Málaga y la colección de motos en algunas calles….

 

Continúa en el día de los museos….

Etiquetado: / /

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Más información.

aceptar